miércoles, 10 de octubre de 2007

Aplicacionista Destacado

Santiago Mundt Fierro
Premio Nacional de Periodismo 1956

Más conocido como “Tito Mundt”, nació el 4 de marzo de 1914, en el número 2411 de calle Compañía en Santiago de Chile.

Criado al interior de una familia de inmigrantes alemanes, realizó sus primeros estudios en el Colegio Alemán y en el Liceo de Aplicación, donde egresó de sexto de humanidades el año 1931.Posteriormente ingresa a la Carrera de Derecho en la Universidad de Chile.

Su idealismo juvenil, espíritu de aventura y preocupación social se logra canalizar y expresar en la militancia política, en una joven agrupación llamada: Movimiento Nacional Socialista (MNS).

Como colaborador del diario nacista “Trabajo”, y al igual que muchos periodistas pertenecientes al MNS, fue perseguido y encarcelado, teniendo oportunidad de conocer a algunos de los muchachos, que más tarde fueron inmolados el fatídico lunes 5 de septiembre de 1938 en la Casa Central de la Universidad de Chile y en el edificio del Seguro Obrero, tras un intento fallido de conato.

De su experiencia en el Movimiento Nacional Socialista (más tarde Vanguardia Popular Socialista) y como homenaje a toda una generación,
Tito Mundt escribió años más tarde, una breve novela titulada “Las Banderas Olvidadas”.


Ese mismo año -1938- Mundt comenzó una inagotable carrera como periodista, la que se extendió por 33 años, escribiendo para publicaciones, tales como: “Zigzag”, “Ecrán”, “Vea”, ”Ercilla”, “La Tercera”, “Las Ultimas Noticias”, “Siete Días”, “Pobre Diablo”, “La Nación”, “Topaze”, “Extra”, "La Tarde” y una infinidad de otras revistas y diarios nacionales y extranjeros donde se destacó principalmente por su pluma ágil, liviana y dinámica. Mundt, además incursionó en la radio como reportero y años más tarde también en televisión, dedicándose además al oficio de actuación.

Su trabajo le permitió conocer una treintena de países y a las más notables personalidades de ese tiempo, como lo expresaba Luis Emilio Rojas en su “biografía cultural de Chile”, de 1998: “(…) con su pipa y cámara fotográfica tan pronto estaba en Chile como en Japón, Francia, España, Nicaragua, Italia o Vietnam. Ayer con Churchill, Nixon o De Gaulle; hoy día Franco, Perón, Mao Tse Tung; Mañana Edith Piaff, Frank Sinatra, Rooselvelt (…)”

Políticamente ubicado en la izquierda, a mediados de los años cuarenta, Tito Mundt se establece en la República de Argentina, lugar donde conoció al boliviano Víctor Paz Estenssoro, personaje de quien anotó la siguiente anécdota: “(…) Víctor Paz era un pequeño boliviano de un metro sesenta, grandes lentes, sonrisa fina, traje gris, movimientos suaves. Nunca olvidaré que el la Avenida de Mayo, en un café, me dijo: - No te olvides, Tito, yo seré Presidente de Bolivia y un día te invitaré oficialmente a nuestro país. Fue en 1948. El 52 estalla la revolución de Semana Santa, dos meses después era Presidente de la República de Bolivia, y cuatro meses más tarde me invitó efectivamente a la Paz”.

Otro personaje, a quien pudo conocer este periodista en la ciudad de Buenos Aires, fue a Juan Domingo Perón, de quien escribió – entre otros apuntes-, lo siguiente: “(…) Era un joven coronel del ejército argentino que se había dedicado a la política. Había sido espía en Chile, técnico en alpinismo y fascismo en Italia, y un día alguien le sopló al oído que era el hombre del destino (…) A mi me dijo personalmente en enero de 1946: “Le doy mi palabra de honor que nunca seré candidato a la presidencia. A los seis meses era Presidente de la República. Cuando yo lo conocí era Vicepresidente y Ministro de la llamada Secretaría del Trabajo y Previsión (…) Cuando yo conocí a Perón, Perón no conocía a Evita. Después la conoció, se enamoró de ella e hizo la revolución más audaz de la República de Argentina. Perón usaba pantalones como es lógico. Evita se los puso, y el día que faltó Evita, se acabó Perón”.

De regreso en nuestro país, Tito Mundt es nombrado en 1952 Agregado Cultural en la ciudad de París, cargo que desempeñó hasta 1954. “(…) La primera vez que estuve en Europa fue en 1952. Volé desde Chile en avión, disfrazado de diplomático. Nadie me creyó lo de diplomático por que andaba con una cara de periodista que no me la podía yo mismo (…)”Debido a su trayectoria y al aporte de su trabajo al periodismo nacional, Mundt es laureado con el Premio Nacional de Periodismo, correspondiente al año 1957 y con el Premio Caupolicán en 1968.

De la experiencia que le proporcionó sus numerosos viajes, este periodista publicó los siguientes títulos: “De Chile a China”; “De Gaulle. El gran solitario”; “Papel manchado”; “Vengo de la próxima guerra”; “Chile una noticia” y su curiosa “Guía humorística de Santiago”, texto donde el autor registra – entre otros folcklorismos de la época -, la presencia en la ciudad capital de nuestro país, de una sede “nazi” y otra “fascista”. Hablamos del Partido Nacional Socialista Obrero (PNSO) y del Movimiento Revolucionario Nacional Sindicalista (MRNS).
A fines de los años sesenta, este periodista se trasladó a España, lugar donde finalmente se estableció. Se casó el año 1957 con la actriz Kanda Jaque, con quién tuvo una hija.

Estando de paso en nuestro país en 1971, cuando preparaba un libro sobre el asesinato de Edmundo Pérez Zujovic, Tito Mundt fallece sorpresivamente en un trágico accidente. “(…) había terminado de almorzar en el restaurante Sportsman (duodécimo piso de la Calle Estado 215). Una imprudencia del periodista-actor-escritor (como muchas veces antes, empezó a hacer ejercicios en los fierros del toldo de la terraza) terminó con su vida en el jueves 10 de junio de 1971 (…)”

Ref:
Tito Mundt: Retrato de un Periodista Viajero de Juan Bragassi Hurtado
http://www.centroestudios.cl/articulos/titomundt.htm

Premios Nacionales de Periodismo. “Veintidós Caracteres”.
Jacqueline Hott Dagorret y Consuelo Larraín Arroyo. Editoras. Aguilar - U. Finis Terrae
http://www.memoriachilena.cl/archivos2/pdfs/MC0032355.pdf